Fabian Martinez Gonzalez alias “El Tiburón” fue un miembro de una familia muy respetada en Tijuana, quienes lo conocieron en la escuela secundaria nunca pensaron que llegaría a ser el asesino de sangre fría que era, ya que  que en la Escuela de Fabian fue acosado y victima de burlas por parte de sus compañeros constantemente.

Fabian conoció a Ramón Arellano en algún lugar en los años 80, en ese momento, Ramón era alguien capaz de matar por diversión, comenzaron una amistad y pronto el grupo incluye muchos de los herederos más respetados de Tijuana.

A mediados de los años 80 Fabian estaba vendiendo cientos de kilos de cocaína, que rara vez se inspecciona en la frontera de San Ysidro, pero en 1987 su suerte cambió, él acababa de comprar 200 kilos de cocaína pura con uno de sus contactos en Mazatlán.

El intentaban pasar de contrabando a California, pero para cuando llegó a la frontera, había docenas de DEA y agentes de aduanas esperando por él. Muchos distribuidores han pasado décadas en la cárcel por menos fármacos.

Pero de alguna manera el abogado de Fabian le dieron una sentencia de 18 meses, mientras que en la cárcel, Fabian se reunió con el socio de negocios de contacto de su Mazatlan, confesó Fabian que Manolo Tirado, alias ” El Manotas lo”había delatado en él.

Manolo Tirado, fue asesinado en Tijuana tan sólo unos días después del la salida de “El Tiburón”, de la carcel.
Esta no fue la primera muerte de Fabián, ya habia asesinado cientos de gente, se convirtió en uno de los asesinos más competentes para el hermanos Arellano Félix, junto con sus amigos “narcojunior”, Fabian fue responsable de incontables muertes en lugares como Sinaloa, Jalisco, Michoacán, Sonora, Cd. Juárez y Ciudad de México.

Fabian era conocido por su habilidad con un AK-47, era tan arrogante acerca de su “carrera” que usó para desafiar a las agencias policiales que utilizan sus propias frecuencias de radio, en 1992, después del asesinato de los hermanos Olmos.

Fabián y sus amigos mantenido insultar a los policías, que jugaron las canciones de la radio frecuencia y el evento les dijo “¿Sabes lo que somos, ya sabes dónde estamos, ven a buscarnos … Si te atreves, todavía tenemos un montón de balas para ti.”

El 23 de mayo de 1998, Fabian fue enviado a Zapopan, Jalisco, su misión era asesinar a Napoleón Flores Gaxiola, un sinaloense que robaba drogas del cártel de Tijuana, Fabian no tuvo ningún problema para encontrar y matar a Flores Gaxiola.

Cuando intentó escapar se topó con la policía y comenzó un tiroteo, quedando herido  uno de sus acompañantes, y Miguel Angel Galvez Castro fue detenido , otros dos hombres escaparon con éxito en pie, pero “El Tiburón” no compartíria su suerte.

“El Tiburon”, fiel a su estilo valiente y sin temor se enfrento a la policía de Zapopan y cuando solamente le quedaba una bala se aproximo a una caseta telefónica, los agentes de policía lo rodearon y mientras lo apuntaban le gritaban que tirara el arma.

Apunto su arma arma hacia su cabeza, y le dijo a los oficiales que se mataría si ellos se acercaban  a él, en este momento él hizo una  llamada telefónica Benjamin Arellano haciéndole saber lo que pasó y se pego un tiro en la sien.

Algunas personas todavía creen Fabian no murió, su cuerpo nunca fue recuperado, sus registros forenses desaparecieron y esto fue lo que se supo del compadre de Ramon Arellano Felix.