Una cabeza humana fue encontrada dentro de una hielera y envuelta en una bolsa de plástico a un costado de la secundaria del fraccionamiento Villa del Alamo en Tijuana.